Ciencia Fricción en el Halcón Milenario

El pasado viernes viajamos a bordo del Halcón Milenario, acompañados por una tripulación que haría morirse de envidia a los pasajeros de la estrella de la muerte.

 

Y es que Alberto Hortas, Isaac Cordal, Nanvaz, Liqen, Oscar Sanmartín, Peri y Toño Pérez nos transportan con su más personal “Ciencia Fricción” a una galaxia muy lejana.

 

halconweb2

 

El Halcón Milenario es un “piso-continente de arte” que se puede encontrar en Vigo, aunque no es tarea fácil en la zona de Churruca. En activo desde 2011, este “escaparate de la creatividad urbana fuera del circuito oficial” presenta un formato expositivo fuera de lo común y, al mismo tiempo, muy atractivo para sus incondicionales. Sus exposiciones duran un mes y se pueden visitar únicamente los viernes, de 20.30 a 23.30 horas; 4 días intensivos por muestra.

 

Ciencia Fricción fue inaugurada el pasado viernes día 3, por lo que, aun nos quedan dos días para disfrutarla, viernes 17 y 24.

 

halconweb1

 

Os dejamos con el manifiesto que, a través del blog del Halcón Milenario, han querido publicar estos inigualables creadores.

CIENCIA-FRICCIÓN,

Un ensayo del misterio.
“Nuestras máquinas están perturbadoramente animadas, mientras nosotros mismos estamos aterradoramente inertes”.
Dona Haraway. “The CiborgManifiesto”,
en Simians, Cyborgs and women: The reinvention of nature, Londres,
Free association Books, 1991.
La ciencia-fricción no puede darse en el mundo que conocemos, esta generada por una alteración aceptable, en la cual se podría intuir una hipotética explicación racional.
En la ciencia-fricción  habita una fuerza de rozamiento entre dos superficies de contacto, nosotros y la realidad, y establecemos una relación con la realidad en la que esta nos desbasta y nosotros nos erigimos como ente destructor-generador de dicha estipulada y omnipresente realidad, a ello debemos de sumar la fuerza de resistencia que se opone al movimiento de ambas partes y la fuerza que se opone al inicio del deslizamiento.
Todas las partículas que se crean con dicho rozamiento se convierten en el germen de nuevas realidades. Lo que en un primer momento podía estar considerado como deshecho se erige de esta manera en creación generadora.
Todo inicio es generador y todo proceso posee grados de traumatismo por culpa del roce entre realidades. Siempre hay tensión.
      “Una línea de dirección variable, en lazo, en espiral, en zigzag, en S…”
                                                                                                                                                  Mil Mesetas, GillesDeleuze y FelixGuattari.
Valencia, Pre-textos, 2002.
Con la ciencia-fricción estamos tratando de posibles, de derivaciones, de participaciones contra natura, de pactos demoníacos, de la fuga de lo humano y del despliegue de lo orgánico en lo inorgánico, de lo no orgánico, de lo anorgánico y de lo sin órganos como materia abarrotada de extrañas agencias, vitales líneas de actuación y vívidas pulsiones. Un desafío contra el pensamiento racional, el libre albedrío contra el determinismo.
De esta forma la ciencia-fricción pretende salvaguardar esta lucha constante entre el sujeto generador y la realidad que habita, como forma de emanación de nuevas realidades fantásticas, imaginativas, que no hacen sino hablar de lo real a través de su descomposición y su desfragmentación . Interpretar la realidad es lo que nos salva de hastío artístico. El no realismo friccionista se muestra así como la más real de las verdades, desnudando el ritmo estipulado para mostrar sus entrañas, su sexo, sus vísceras y sus depravaciones, para hacernos reflexionar sobre el devenir de nuestro tiempo y sus consecuencias.
Altas dosis de contenido técnico de base real, aderezado con pulsiones y rozamientos de explícito y abundante englobado emocional y sexual, todo emerge del deshacerse , de la fractura y el desmembramiento producido por la fuerza que genera nuevas partículas y novedosas perspectivas, de las que podemos partir para combinarlas, soldarlas y pegarlas como forma de construcción de otra realidad, como un caldo de cultivo para nuevas realidades que se hacen visibles, que han de ser visibles y que se visualizarán en futuros inciertos.
Hay indicios de que los mayas, grandes conocedores de su cielo nocturno y de su entorno, le atribuyeron a la palabra fricción todo el significado de la creación del universo. Como dato se ha descubierto recientemente un nuevo ciclo calendárico (como si se tratase de un nuevo tiempo paralelo) de 63 días, …se comprobó que el periodo estuvo asociado con el ritual de taladrado de fuego (joch’ k’ahk’), es decir, de generación, por fricción, de un fuego ritual dedicado al dios zarigüeya o tlacuache. Aquí se entiende la relación de la creación del fuego con el movimiento de fricción, extrapolada a la génesis del misterioso universo.
Sobre el misterio:
En nuestro universo el 73% de lo que es, no sabemos qué es pero conocemos de su existencia, los científicos la nombran “Energía Oscura” y punto final, el 23% de lo que constituye nuestro universo se reconoce, se mide y se nombra “Materia Oscura”, el 4% restante, son átomos, es decir, estrellas, el viento, tú y yo, así que somos minoría en el cosmos, nos encontramos entre el macro y el micro, tenemos conciencia de ello y alrededor y dentro de ambas realidades, circula un elenco de entidades, algunas las percibimos, de otras nada más somos sus súbditos… nos confiamos al misterio y trabajamos para el misterio.

 

halconweb3 halconweb4

 

Marta Villar Cruces

Diseñadora Gráfica. Tras estudiar Gráfica Publicitaria en AulaD en Vigo, comenzó este proyecto, al que, con el paso del tiempo, se ha ido uniendo mucha gente.Actualmente compagina su actividad como Autónoma con la dirección de CroaMagazine.

Deja un comentario